Columna: 33 Por: Carlos Lucio Acosta Xalapa, Ver. Martes 27 de septiembre del 2016.

  • Miguel Ángel Yúnes Linares
  • ¿Herencia del Narcotráfico?

 

columna-33-publicar-1

Veracruz (México). —El gobernador electo Miguel Ángel Yunes Linares, sabe que la relación enfermiza del gobierno con entidades del narcotráfico es la causante principal  del clima de inseguridad política, económica y social en Veracruz.

El tema adquirió notoriedad en el gobierno frívolo de Miguel Alemán Velasco, cuando el documentado periodista Manuel H. Naranjo, denunció el trasiego de droga en su influyente columna ‘El Flechador’, publicada en ese entonces en los diarios matutinos “La Gazeta” de David Varona Fuentes y después en “Política” de Ángel Leodegario Gutiérrez Castellanos.

Narra el comunicador que cada tercer día, frente a Costa Esmeralda, en pleno litoral veracruzano, a eso de las seis de la tarde pasaba una lancha a gran velocidad impulsada por motor fuera de borda, cargada de ‘cierto polvo mágico’, procedente de probable embarcadero clandestino ubicado en los alrededores de Ciudad Cardel, municipio de La Antigua.

El leído columnista jamás quitó el dedo sobre el tema que ha causado serios y preocupantes problemas de seguridad pública y privada en los gobiernos populoide de Fidel Herrera Beltrán y en el sanguinario de Javier Duarte de Ochoa.

Y para ejemplo unos cuantos botones.

Informe reciente de la Drug Enforcement Administración (DEA, por sus siglas en inglés), reconoce que en la actualidad operan en el Estado de Veracruz tres organizaciones delictivas: el Cártel del Golfo (CG), el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) y el Cártel de los Zetas (CZ).

Datos confiables aportados por la British Broadcasting Corporation (BBC Mundo, por sus siglas en inglés), con sede en Londres, Inglaterra, indican que en buena parte del territorio veracruzano también se deja sentir la presencia del Cártel de Sinaloa (CS).

Estas organizaciones no sólo son las principales proveedoras de cocaína, heroína, metanfetaminas, marihuana y drogas sintéticas, sino además, se disputan el desmantelamiento de rivales, el mercado nacional e internacional y rutas para el trasiego de drogas.

En años recientes ampliaron su menú de actividades al asociar con bandas, pandillas y células regionales, especializadas en secuestro, extorsión, cobro de piso y asesinato.

Reportes del Centro Nacional de Planeación, Análisis e Información para el Combate a la Delincuencia Organizada (CENADI), dependiente de la Procuraduría General de la República (PGR), estiman que el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), opera en cerca del 70% del suelo veracruzano.

Investigaciones independientes realizadas por el Semanario “Z”, editado en la ciudad de Tijuana, Baja California Norte, demuestran que el gobierno de Felipe Calderón Hinojoza, registró mil 714 ejecuciones y el de Enrique Peña Nieto, dos mil 189, las cuales hacen un total de cinco mil 903 homicidios del narcotráfico, efectuados del 2006 al 2016 en el Estado de Veracruz.

Las cifras corresponden a datos facilitados por la secretaría ejecutiva del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI), procuradurías y fiscalías, institutos forenses, asociaciones civiles y defensorías de derechos humanos de las entidades federativas del país.

Los escenarios en materia de inseguridad pública y privada, a pesar de la presencia de las secretarías de la Defensa Nacional (SEDENA) y de la Marina Armada (SEDEMAR), son preocupantes.

Auditoría de desempeño practicada por la Auditoría Superior de la Federación (ASF), demostró que la incidencia delictiva en los doscientos doce municipios que conforman el Estado de Veracruz, incrementó al pasar de cuatro mil 400 delitos por cada 100 mil habitantes en el 2008, a seis mil 120 en el 2010, a 21 mil 300 en el 2013 y a un millón 650 en el 2015.

El gobernador electo no tiene en sus manos una papa al rojo muerto, sino un barco agujereado por la ineficiencia y corrupción de servidores públicos dotados de escasa o nula experiencia en el quehacer político y en el manejo administrativo.

La Strategic Forecasting, Inc., conocida por el acrónimo Stratfor, empresa privada estadounidense especializada en servicios de inteligencia y espionaje político y militar, con sede en Austin, Texas  (USA), pinta escenarios apocalípticos de diagnóstico reservado para el Estado de Veracruz.

El informe denominado “Periodistas asesinados en Veracruz del año 2000 al 2016”, elaborado por la Oficina para México y Centroamérica de la organización independiente Artículo 19, defensora de los derechos humanos y de la libertad de expresión, subraya que en el gobierno frívolo de Miguel Alemán Velasco, perdieron la vida dos comunicadores, en el populoide de Fidel Herrera Beltrán tres y en el sanguinario de Javier Duarte de Ochoa doce.

De los diecisiete periodistas asesinados, diez investigaban acerca de temas del gobierno o corrupción asociada a la política y siete sobre temas relativos al narcotráfico, inseguridad y nota roja.

El investigador del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS), Hipólito Rodríguez Herrero, confirmó en fecha reciente que en Veracruz “…todos los días ocurren desapariciones, secuestros, extorsiones, asesinatos, feminicidios, ataques a la libertad de expresión y múltiples violaciones a los derechos humanos…”.

El consejo consultivo del Instituto Veracruzano de las Mujeres (IVM), contabilizó 84 casos de veracruzanas asesinadas y 170 mujeres desaparecidas.

En estudio sobre feminicidios y homicidios de mujeres ocurridos de 1985 a 2014, elaborado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), ubican a Veracruz en el número 27, de una relación de 205 países a nivel mundial, mientras en trabajo publicado en el semanario de noticias “Newsweek Veracruz”, denuncia cerca de mil ejecuciones del mes de enero al último de agosto de 2016.

El gobernador electo Miguel Ángel Yunes Linares, tiene en sus manos el expediente negro de tres sexenios edificados en la inseguridad, la corrupción y la impunidad, en deterioro de la población veracruzana.

Punto.

Sólo para tus ojos . . . ¿qué político veracruzano es accionista en las empresas Goli, Moraza, Alzurio, Del Sureste y Pakal?.

Comentarios al E-mail: carlos.lucioacosta@rocketmail.com