Denuncia a expareja tras intentar asesinarla

Agencias | Veracruz, Ver. — La Secretaría de Marina Armada de México le ha negado el acceso la justicia a una madre de familia, quien denunció a su expareja y padre de su hija por haber intentado asesinarla, por golpizas y amenazas.

Amanda dio a conocer que presentó una queja contra el primer maestre Armando Enrique “N” ante la SEMAR para que le otorguen el acceso a su derecho a los servicios de salud, pues por él no pueden ir a consultas.

Ella y su hija viven con VIH y debido a que el señalado les quitó las credenciales del seguro y ahora no pueden recibir sus medicamentos, pero la corporación se ha negado a actuar en su contra.

Pese a las denuncias penales y civiles contra el marino, la SEMAR le respondió de manera formal en un documento que no les corresponde atenderle, aun cuando Armando Enrique las ha amenazado a ambas.

“Me dijeron que no les corresponde a ellos investigar eso, que básicamente él es un buen elemento y lo que haga fuera de su servicio no les corresponde, pero él me ha amenazado con armas de uso exclusivo del Ejército, me intentó matar, me quitó las credenciales del seguro y ahora no recibo los medicamentos contra el VIH. Mi hija también no ha podido seguir su tratamiento”, dijo.

Dichas peticiones también iban encaminadas a que se le cambiara de batallón, pues para ella representa un peligro que se encuentre en la misma zona donde ella vive, ya que mantienen los trámites de divorcio.

Relató que desde hace un par de años cuando comenzó la separación, los problemas se agravaron y desde entonces no ha parado de violentarla física, verbal, psicológica y económicamente hablando.

Incluso el pasado primero de mayo, Amanda recibió una brutal golpiza presuntamente a manos del marino, quien también la amenazó de muerte en la ciudad de Veracruz, pues la sacó del departamento donde viven ella y su hija.

Pese a que Amanda acudió ante la Fiscalía Especializada en Delitos contra las Mujeres no ha habido ningún avance en el tema, ya que Armando Enrique trabaja en otro estado de la república. “Ahora sus amenazas es que me va a quitar a la niña, que va a ir por ella a la escuela y que me la quitar. Yo ya no sé qué hacer, he recorrido instancias, hasta con presidencia y nada”, añadió.