El Grupo Porres realiza fuertes inversiones en el ingenio San Pedro: Julio Agosto Ulloa

 

  • Dichas inversiones se están canalizando en campo y fábrica
  • Se construye planta de tratamiento de aguas residuales y 4 torres de enfriamiento
  • Fuerte inversión para garantizar a los cortadores de caña en esta próxima zafra
  • Podría iniciar la zafra en este mes de noviembre

 

Dennis Villarruel Zamudio | Lerdo de Tejada, Ver.

 

Con una fuerte inversión, sin precedentes en la historia del Ingenio San Pedro, tanto en fábrica como en el campo, el Grupo Porres, propietario de dicha industria azucarera, está impulsando fuertemente esta empresa, para lograr una exitosa próxima zafra 22-23.

En entrevista exclusiva concedida a quienes esto escriben, el ingeniero Julio Agosto Ulloa, gerente general de este ingenio, amablemente refirió lo anterior y agregó, que las inversiones que se están realizando, se canalizan a la reparación y mejoramiento de la factoría, para que brinde una mejor molienda y que en el renglón del campo, tocante al cuidado del medio ambiente que circunda a dicha industria, se está construyendo una planta tratadora de aguas residuales, para evitar que las aguas de desecho arrojen residuos sólidos a los ríos y canales que circundan la factoría.

En este mismo sentido, también añadió, que se están construyendo cuatro torres de enfriamiento, para reutilizar el agua que se usa en el ingenio y evitar utilizar la de ríos y arroyos, dando un mejor tratamiento al agua e impactando en lo más mínimo posible al medio ambiente.

“Agradezco mucho a los productores de caña de azúcar y principalmente a sus dirigentes que muy responsablemente están poniendo todo de su parte, para lograr nuestro próximo objetivo de molienda, porque ni me lo han pedido, ni yo me prestaría al corrupto juego de alterar los números de karbe o rendimiento de sacarosa. En el Grupo Porres somos muy respetuosos de las utilidades reales de nuestros compañeros cañeros”. Comentó nuestro entrevistado.

Agosto Ulloa admitió, que la zafra pasada fue una zafra complicada, llena de muchos retos, hubo demasiada lluvia, misma que a pesar de ser buena para el campo, en demasía, afecta en gran medida el cultivo y la producción de caña y con ello el buen rendimiento, tanto para el productor, como para la empresa.

En este mismo sentido, dijo que es necesario corregir lo que no les salió bien en la pasada zafra y tener una buena organización de los grupos de cosecha a los que se les han dado apoyos para la reparación de maquinarias, y en estas condiciones, celebró que los líderes cañeros, con los que existe una buena relación, estén dispuestos a mejorar en gran medida las fallas que se han tenido e impulsar lo que no ha salido bien en zafras anteriores.

“Tenemos mucho apoyo de los grupos y organizaciones de cañeros, lo que nos hace falta es fortalecer la cosecha en campo y desarraigar algunas costumbres que van en detrimento del rendimiento para el productor”, acotó el gerente y agregó que es a los cortadores a los que hay que darle mejores prestaciones y seguridad para que su trabajo sea constante a lo largo de la zafra y no abandonen el campo a mitad de ella, pues es un problema que se viene enfrentando año con año.

En lo que respecta al inicio de la zafra, el funcionario de Grupo Porres, señaló que esta comenzó el día 21 de noviembre, y se arrancó excelentemente, pues la fábrica se encuentra al 100 por ciento y las organizaciones cañeras están haciendo su parte para lograr una buena zafra 2022-2023.

Al ser cuestionado sobre cuántos obreros requiere el ingenio San Pedro, dijo que actualmente, el ingenio da trabajo a 718 obreros, que diariamente entran a trabajar a la fábrica y ya en total, se puede decir que la empresa da empleo a más de 800 personas, lo que significa que 800 familias dependen de manera directa del ingenio.

Para concluir la entrevista, Julio Agosto Ulloa, nativo de Lerdo de Tejada, nos dice que el Grupo Porres apuesta mucho al bienestar y manejo de las personas; “hay mucho trabajo que hacer en nuestra cultura y algunos vicios deben ser eliminados y es por ello que todos los que estamos inmiscuidos en esta empresa, productores, cortadores de caña, transportistas, organizaciones cañeras, obreros y trabajadores de confianza, debemos mejorar nuestra actitud y comprometernos para que el ingenio siga adelante y hagamos una empresa más responsable cada día. En ese sentido vamos avanzando y podemos llegar a ser un ingenio de primer nivel si todos ponemos de nuestra parte”. Concluyó.