El Nudo de AMLO ¿El Caso Ahued?

El presidente Andrés Manuel López Obrador, tiene uñas, dedos, manos, codos y brazos metidos en el proceso electoral de Veracruz.

El viento político surgido en los recientes dos años no ha sido favorable a los proyectos transformadores del régimen en municipios, estados y del país.

Veracruz forma parte del enorme ensamble de ineficiencia provocado por la falta de oficio en el quehacer público, desconocimiento en el manejo del servicio administrativo y abandono de las demandas sociales.

La inscripción electrónica del senador Ricardo Ahued Bardahuil como precandidato a la presidencia municipal de Xalapa por el partido Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA), marca la posibilidad del cambio de aire.

Fuentes confiables en eso que llaman política de alto nivel, aseguran que Ahued Bardahuil sostuvo plática privada con el presidente López Obrador, en la cual plantearon dos preocupaciones mediatas: la renovación de autoridades municipales de Xalapa en el 2021 y el cambio de gobierno estatal en el 2024.

Bardahuil no anduvo con titubeos, al grano, al pan pan y al vino vino. Aceptaba la postulación de Morena a la alcaldía de Xalapa, con la siguiente propuesta:

Plena libertad para la selección interna de cada uno de los integrantes de fórmula, síndico único, regidores y los administrativos, secretario y tesorero, entre otros.

Incluir en la suplencia del alcalde al actual diputado federal por el distrito de Xalapa, Rafael Hernández Villalpando.

Permanecer en funciones dos años y después solicitar licencia al cabildo y al congreso local, para ausentar del cargo por motivos personales.

La licencia sería para asumir la candidatura de Morena al gobierno de Veracruz, en el período comprendido del 2024 al 2030.

Se entiende que Hernández Villalpando, en calidad de suplente, ocuparía en automático la presidencia municipal de Xalapa.

Auditar en los primeros tres meses las operaciones financieras y administrativas del ayuntamiento y de la hacienda del estado.

¿Qué se puede decir de las administraciones de Villlalpando y de Ahued? ¿pésimas, malas, regulares, buenas o excelentes? ¿endeudaron el tesoro municipal o devolvieron a la federación subejercicios destinados a la obra pública? ¿ondearon las banderas del nepotismo, de la impunidad, de la inseguridad pública o privada? ¿alentaron el ejercicio de la corrupción?

En diferentes períodos los dos ocuparon la presidencia y la diputación federal por el municipio y distrito del mismo nombre: Xalapa.

Cuentan con amplia experiencia en el quehacer electoral y profundo conocimiento en administración pública.

La jugada maestra está sobre la mesa, solo falta que el presidente Obrador decida mover las piezas.

No hay de otra.

Sólo para tus ojos . . . La inseguridad política, económica y social del país, obligó a empresarios e industriales mexicanos a llevar a los Estados Unidos de Norteamérica más de 21 mil millones de dólares en los recientes dos años del gobierno federal.