Iniciativa de ley con dedicatoria

  • La propuesta de MORENA para modificar la Constitución
  • Permitiría a Rocío Nahle o Ricardo Ahued ser candidatos
  • Serán ciudadanos veracruzanos, por haber tenido algún hijo

El pasado sábado, el Congreso del Estado sesionó para tratar distintos temas, la mayoría de ellos relacionados con medidas para aplicar en situaciones de emergencia, como la actual pandemia del Covid-19, pero una de las iniciativas que llamó la atención es la que se refiere a realizar modificaciones en materia electoral, para permitir que se consideren como veracruzanos quienes aunque no hayan nacido en este territorio, tengan un hijo nacido en el estado de Veracruz.

Como los diputados integrantes del Grupo Legislativo de Morena, en la LXV Legislatura, del Congreso del Estado, presentaron una Iniciativa con Proyecto de Decreto que reforma y adiciona diversas disposiciones de la Constitución Política del Estado, de inmediato se interpretó como que se trataba de legislar a favor de Rocío Nahle, actual Secretaria de Energía quien nació en Michoacán y por lo tanto estaba impedida para poder ser candidata a la gubernatura y el Senador por Veracruz, Ricardo Ahued quien desde muy niño vino a vivir a la capital Xalapa y es visto también como un posible candidato por MORENA en la siguiente elección de gobernador.

El mismo sábado en que se dio a conocer la iniciativa de reformas electorales, de inmediato también en las redes sociales fue calificada como la Ley Nahle-Ahued, por considerar que tenía dedicatoria para los dos personajes políticos.

Con la presentación de esta iniciativa de reforma, que fue turnada a la Comisión Permanente de Justicia y Puntos Constitucionales, prácticamente la bancada de MORENA estaría enfocando los reflectores hacia los dos prominentes miembros de ese partido, que desde ahora se vislumbran como los que tienen mayores posibilidades de figurar en las boletas electorales.

De hecho, Roció Nahle aprovechando la cercanía y el poder político que tiene con el presidente Andrés Manuel López Obrador, ha venido colocando en importantes posiciones de la administración estatal a funcionarios que en su momento necesario, habrán de apoyarla.

Por su parte, Ricardo Ahued dejó la Dirección de Aduanas -donde se tiene que luchar contra el monstruo de las mil cabezas de la corrupción- para regresar a su curul en el Senado de la República, en donde seguramente, como lo ha hecho hasta ahora, habrá de tener una más notoria participación en los asuntos y temas políticos.

Aunque todavía falta tiempo para las próximas elecciones de gobernador, las modificaciones a las normas y leyes electorales tienen que realizarse desde ahora, porque ya más cerca de las votaciones, no está permitido.

También es cierto, que las elecciones todavía están lejanas y todavía pueden pasar muchas cosas que cambien las circunstancias políticas y sus protagonistas.

Como igual, no significa que MORENA vaya a mantener el poder como lo logró en las pasadas elecciones que encabezó Andrés Manuel López Obrador.

Hay que tener en cuenta que se pueden dar las llamadas alianzas electorales entre partidos, para presentar y proponer a un candidato que tenga las mejores cualidades que la ciudadanía veracruzana espera en quien venga a gobernar.