La Grilla de Chon, Por: Chon Pueblo

Con la verdad conquistan votos
Rosendo se desgasta; Fararoni crece
El ‘súper gordis’ en el ánimo de los catemaqueños
 
Estar al día en política es echar andar a la imaginación, donde ni es de los ligeros la carrera ni la guerra de los más fuertes.

En este espinoso camino, el escepticismo, es la más alta prueba de la confianza en sí mismo, ya que siempre hay alguien ‘arriba’ y casi siempre habrá ‘alguien atrás’, porque en política es buena la sugerencia diáfana de franco advenimiento, tomando el pasado como un suceso irreversible y consumado; al presente, como un producto lógico de las casualidades incambiables y al futuro cercano, como la obligación de convertir las viejas asperezas en escalones ascendentes y en virtud de ello, por qué si se puede hacer cuando se obtiene el poder… Volver el PAN de unos el alimento y consecuente tranquilidad de todos, porque el lograr la posesión de un ideal, es convertirlo en honesta realidad, si es producto de un gran esfuerzo, defender dicha posición con buenos proyectos y positivas ideas, teniendo como norma el respeto a los demás, a gente vulnerable que necesita siempre bienestar y cobijo, bien se puede gobernar un Municipio un Distrito, un Estado, una Nación con buenas perspectivas de género.

Por hablar claro y sencillo, el joven político de Córdoba, Veracruz se va ganando el cariño y respeto de la mayoría de los jarochos; su peregrinar por toda la Entidad, lo realiza muy cercano a la gente el Dr. Javier Duarte de Ochoa, y a los veracruzanos nos gusta que nos hablen con la verdad, de frente, cara a cara, sin menoscabo, sin cortapisas ni falsa democracia, prometiendo poco asegurando mucho, lo que no han tenido hasta ahora Dante Augusto Delgado Rannauro que va por la coalición PRD-PET-Convergencia y el panucho Miguel Ángel Yunes Linares, lo ha tenido el priísta Duarte de Ochoa, y señores cada quien cosecha lo que siembra, y quien siempre siembra vientos, seguro cosecha tempestades; porque seguro los adversarios políticos del priísta Duarte de Ochoa, tienen muchos chipotes de imagen que alisar, y varias facturas que adeudan en agravio del pueblo jarocho, tiempo al tiempo señores…

En política la sorpresa será siempre una ventaja, pero no siempre el madrugar es que amanezca más temprano, más aún cuando vamos hacia la democracia, la que no va ser por un acto gratuito y generoso de la ciudadanía, por ende en todo proceso político electoral hay que afinar los métodos para que se respete la voluntad de la gente, es un hecho cultural que no se empieza por la cúpula partidista, para nada, hoy en día existe una opinión pública más activa, más informada y participativa y eso nadie lo puede detener; cuando es tiempo de terminar con autoritarismos y tutelajes ajenos a la democracia.

 Quien parece quemar sus naves en pos de su objetivo es Manuel Rosendo Pelayo, empecinado en la Alcaldía Municipal de su pueblo desgasta, tiempo, dinero y esfuerzo; en últimas fechas se le ha notado reacio, bronco, estresado, ¡Manolo Rediez!, tiene lo suyo, pero han sido las torpezas de algunos de sus incondicionales que con aires de divos de la política tratan a la gente y eso le está restando al del Barrio Chichipilco; credibilidad ante la ciudadanía ante la ciudadanía, es innegable la positiva labor que ha realizado en los distintos cargos públicos que ha ostentado, nadie duda de su buena labor, hoy sus bufones y corifeos la están echando por la borda, con esa clase de ‘Amigos’, ‘Manolo, pa´ queréis enemigos?… Mientras el líder del Movimiento Territorial del PRI, Rafael Fararoni Mortera, aprovechando los reveses de su adversario político, aprieta el paso en su cabalgata conduciéndose con firmeza, poco a poco va quitando piedras de su camino.

 La hermana Republica de Topotilandia tiene su casa de cristal donde todas las corruptas acciones de quienes ahí laboran tarde o que temprano se transparentan y se pueden observar todos aquellos grandes proyectos políticos, terminando en actos fallidos para desgracia del pueblo catemaqueño; porque se dan tres años perdidos en la frustración, por actos de pillaje y corrupción, el pasado obliga a la reflexión política, se vendrán los cobros de factura por parte de un pueblo asqueado de tanta mentira, tantas veces repetidas, y se darán por encima de inútiles empeños de quienes llegan como Mesías; y con una dicotomía pretenciosa, intentaran nivelar ante la ciudadanía la balanza a su favor, algunos candidatos ‘Fabricados al Vapor’, horneados de prisa, sin levadura de antecedentes políticos, intelectuales, sociales o de participación elemental, pensando que los de Topotilandia caerán nuevamente en esas vejas y corruptas trampas del pasado, en elecciones municipales ya ha pasado mucho agua por el puente Canseco.

 El Súper Gordis Eliuth Cervantes Ramírez sigue destacando sobre sus adversarios de manera clara; a su lado una gran gama de jóvenes profesionistas producto del esfuerzo, que están conscientes al gran reto político que enfrentan, pero ahí permítaseme el beneficio de la duda para aquellos que se le han pegado como ‘chinches amolloteras’, esos buenos para nada que se sienten ya con empleo en la casa del pueblo, esos que solo con su actitud prepotente, soberbia, gandul; solo restan credibilidad a los buenos proyectos y positivas intenciones del Súper Gordis, gente acostumbrado a mamar de la ubre municipal, que más que servir a las limpias intenciones de Cervantes Ramírez, más bien parece guaruras canes de presa, pues quien siempre sobresalir antes que el propio Súper Gordis, la ciudadanía los tiene bien identificados.