La UNAM reintroducirá guacamayas rojas en Los Tuxtlas

Por su extinción en la región.

LA UNAM REINTRODUCIRÁ 1_EDITADA Catemaco, Ver.—Debido a la extracción indiscriminada y destrucción del habitad de la guacamaya roja en la Región de Los Tuxtlas ya no existe esta especie desde hace más de 50 años y por este motivo se repoblará esta zona a partir del próximo año; así lo declaró personal de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) que es parte del proyecto de reintroducción de la guacamaya roja en Los Tuxtlas.

Edson Paul Juárez Rojas, médico veterinario e integrante del grupo ambiental mencionó que a través de una investigación con adultos mayores se ha logrado saber que desde hace mucho tiempo no se sabe y en algunos casos ni se conoce sobre esta ave. Hasta el momento el grupo de veterinarios y biólogos de la institución ha visitado cuatro comunidades del municipio de Catemaco y otras más de San Andrés Tuxtla para la observación y extracción de información sobre esta problemática.

Juárez Rojas, mencionó que en el mes de febrero del 2014, llegan los primeros individuos a la comunidad de Miguel Hidalgo, enclavada en la sierra de Santa Martha y se pretende liberarlas a partir de mayo o abril ya que las aves necesitan un entrenamiento previo en cautiverio, para enseñarles sobre alimentación, un adiestramiento anti depredador, de rapaces, de mamíferos e incluso contra humanos quienes más afectan los nidos de las guacamayas en la vida libre.

La liberación será suave, dijo, ya que las guacamayas podrán salir de sus jaulas para explorar su ambiente y regresar. Periódicamente se les darán más libertades hasta que logren integrarse y ser autónomas.

En un año se esperan tener los primeros resultados para saber si es exitoso él proyecto, esto dependerá al observar guacamayas con nidos y si su reproducción se da apropiadamente o que cuando menos en este periodo continúen vivos más del cincuenta por ciento de los especímenes.

Para este año, se espera que lleguen 29 individuos entre polluelos, guacamayas juveniles y adultos que ya están aptos para la reproducción en la vida libre.

A casi un año de haber iniciado los trabajos de observación y proyecto ejecutivo, el grupo de expertos de la UNAM se encuentra actualmente trabajando en la reserva de XCARET en Quintana Roo ya que no existen ejemplares en el estado de Veracruz, sin embargo las aves son de la misma especie y se distribuye en la misma zona y con el mismo material genético aseguraron.

El veterinario de la UNAM explicó que si la reproducción es muy lenta, las guacamayas en un año podrán poner entre uno o dos huevos por pareja, los polluelos permanecerán con sus padres hasta tres años y de ahí nuevamente se reproducirán. “El proceso es muy lento, es por eso que en su momento los saqueos se dieron en gran cantidad y no dio tiempo a que la especie se reprodujera”; advirtió.

Al finalizar, el especialista indicó que sin el apoyo de la población no se logarán las metas, es por eso que ya se debe crear esa educación de respetar el medio ambiente, aprovecharlo sustentablemente y coexistir con él. Señaló que la guacamaya es una opción de atraer el ecoturismo y por eso se debe cuidar.