Llama ORFIS a ayuntamientos a eficientar recaudación

Comunicado GOBVER, Boca del Río, Ver.—Es necesario que los municipios sean más eficientes en la captación de recursos propios, mediante el ejercicio de las facultades que les otorga las constituciones federal y estatal y las leyes fiscales, para evitar así una dependencia mayor en términos financieros, observó el titular del Órgano de Fiscalización Superior del Estado (ORFIS), Mauricio Audirac Murillo.

Durante la firma del Convenio de Colaboración Administrativa entre el ORFIS y la Secretaría de Finanzas y Planeación (SEFIPLAN), dentro de la Reunión Anual de Capacitación y Orientación a Autoridades Municipales, Audirac destacó que Veracruz tiene un fuerte arraigo al municipalismo. “Nuestra historia lo demuestra”, aseveró el funcionario.

En 1519, quedó conformado La Villa Rica de la Vera Cruz como primer ayuntamiento de América Latina. Veracruz es también el tercer estado con más municipios en la República Mexicana, por lo que podemos decir que conocemos los retos que enfrentan los municipios día con día, aseveró.

Citó como ejemplo que en 2010, de 18 mil millones de pesos que ingresaron a los municipios sólo el 5.43 por ciento fue recaudado por los ayuntamientos. Significa entonces que el 94.57 por ciento fue por transferencia estatal. Ante ello, es necesario impulsar los mecanismos tributarios.

“Si las economías locales no son sólidas ni dinámicas, no tendrán contribuyentes con capacidad para pagar impuestos y los ayuntamientos seguirán limitados en sus recursos con los que cuentan para satisfacer las demandas ciudadanas, como agua potable, alcantarillado, alumbrado público y seguridad”, advirtió.

Ante ello, los municipios deben crear condiciones fuertes que les permitan convertirse en robustos gestores de servicios, de tal manera que con los mecanismos de apertura rápida de empresas y garantizando el perfecto funcionamiento de servicios públicos que atraigan inversiones para operar centros comerciales, centrales de abasto, hospitales, hoteles e instituciones educativas, por ejemplo, puedan allegarse los recursos necesarios para atender las necesidades de la población.

Pero además, “combinado con una labor de promoción de las facilidades que otorguen, seguramente lograrán en un mediano plazo la consolidación de una economía en crecimiento que otorgue empleo y bienestar a sus habitantes”.

Audirac Murillo explicó que con un esquema de tal naturaleza, los ayuntamientos estarían generando un círculo virtuoso que permitiría disponer de una base gravable más amplia de la que puedan recaudar recursos para que nuevamente se reinviertan en la construcción de infraestructura y en la atención de necesidades de servicios públicos.

Para lograr tal fin, es necesario contar con gobiernos ordenados, eficientes y eficaces en la administración de los recursos y que funden sus acciones en el pleno ordenamiento de la realidad socioeconómica y con un mecanismo óptimo para la planeación de presupuestos.

En este punto, el auditor del estado reconoció que la administración estatal vigente trabaja sobre este esquema y que, sin duda, permeará progresivamente a los municipios de Veracruz, dada la amplia visión municipalista del Gobernador.

Finalmente, señaló que los resultados de las auditorías permiten a los funcionarios públicos detectar áreas de oportunidad para mejorar y hacer más eficiente el uso de recursos y, en algunos casos, reorientar acciones para un mejor provecho de los presupuestos públicos e, incluso, complementar sus aciertos.