LOS TONTOS UTILES Y LAS DELICIAS DEL PODER: GRUPOS DE PODER Y TRIBUS POLÍTICAS

 

  • Lo que ha provocado una guerra mediática y una falta de objetividad enorme en boletines y mensajes que se lanza entre unos y otros de estos grupos políticos, todo ello para obtener las delicias del poder

OCTAVIO PONCE CADENA | SAN ANDRÉS TUXTLA VER .- Después del día, del inicio del sexenio de Cuitláhuac García, se ha desatado una guerra atroz entre los grupos de poder y las tribus políticas, para apoderarse de territorios donde puedan asentarse como los grandes Tlatoanis y Jerarcas territoriales políticos con gran clientela electoral.

Por ello por todos lados se ha llenado de gran cantidad de mensajes con acusaciones mutuas, lanzando el tradicional cantico de: “Zongo le dio a morondanga y muchilanga le dio a Bernabé@”.

En los que estos grupos, pretenden hacerse ver unos a otros, quienes son los sucios y los que están en contra del bien del pueblo.

Un ejemplo de esta lucha intestina por obtener el poder y así asentar sus reales y perpetuarse por siempre, es la que se da en el distrito XXV local de los tuxtlas entre los grupos de la Dinastía Pérez, La Hegemonía Tenorio -Enríquez y La Mesiánica Gómez Casarín. Todo ello en pos de la Presidencia Municipal y las Diputaciones federales y locales del distrito electoral de San Andrés Tuxtla rumbo al 2021, los 2 primeros grupos haciendo clientela electoral con, control y manipulación de Líderes comunitarios y autoridades ejidales y comunitarias, obra pública y programas asistenciales y el tercer grupo colocando sus piezas del ajedrez político en puestos claves del distrito XXV, tales como: La Jurisdicción Sanitaria X, El Hospital Civil, La Delegación del Transporte Publico y Transito, ITCAPVER, entre otros más.

Esta lucha inicio oficialmente desde enero entre estos grupos acusándose mutuamente de la falta de amor hacia el pueblo bueno, primero con el tema del predial, la basura y el agua potable y después con el tema de la “No Municipalización del Bulevar 5 de febrero”, solo por poner un botón en esta muestra.

Lo que ha provocado una guerra mediática y una falta de objetividad enorme en boletines y mensajes que se lanza entre unos y otros de estos grupos políticos, todo ello para obtener las delicias del poder.

Esto me ha hecho reflexionar sobre el término de los “tontos útiles” que es una masa informe de personas que toman partido por uno y otro grupo y se aferran a querer ver cosas que les hacen que vean personas ajenas a ellos.

No dudo de que haya buena intención en muchos de ellos, pero hay poca objetividad.

Hubo un experimento, que lo puedes realizar en cualquier momento con algunos amigos, que consistía en lo siguiente: los amigos puestos de acuerdo, comienzan a mirar y señalar hacia el cielo como si estuvieran viendo algo, hacen comentarios en voz alta y poco a poco habrá más personas que afirman ver el objeto que les están señalando y no mucho después, cada uno de ellos le irá poniendo inocentemente más y más características al objeto inexistente.

Estos tontos útiles, jamás aceptarán que están siendo manipulados, sentirán que se han añadido a una causa por libre voluntad. Si pretendes hacerles ver el error, serás insultado, vejado, señalado, y otras muchas cosas.

Es un hecho que hay agitadores profesionales que son especialistas en manipular, arriar y mover masas.

Ahora se dan también los agitadores profesionales de medios de comunicación y de redes sociales y lo hacen muy bien.

Cuando los señalamos, como profesionales, queremos decir, que están realizando un trabajo remunerado y hacen muy bien su labor.

El problema son las personas que los siguen y que abandonan la realidad y no se dan cuenta de que están siendo usados para fines políticos y ruines de otros.

Los tontos útiles creerán a pie juntillas, todo aquello que les muestren para confirmar lo que han afirmado sin previo análisis.

Los agitadores profesionales se encargarán de brindar información, corroborada o no, que alimente a sus tontos útiles.