México, referente mundial en sanidad vegetal, gracias al compromiso de sus productores

AGENCIAS | MÉXICO.- México es referente mundial en producción de agroalimentos ya que, además de garantizar el abasto interno, exporta productos sanos y seguros a 191 países, lo que es posible gracias al compromiso de los productores con la campañas que opera el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica), destacó el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor  Villalobos Arámbula.

Expuso que, derivado del cambio climático, las plagas y enfermedades se han fortalecido, por lo que las naciones importadoras de alimentos acrecentaron sus exigencias sanitarias. No obstante, México ha mantenido sus mercados e incrementado sus exportaciones, en beneficio directo de los productores nacionales, principalmente los de pequeña escala.

Al encabezar la primera celebración mundial del Día Internacional de la Sanidad Vegetal –proclamado por la Organización de las Naciones Unidas en octubre de 2021—, el funcionario federal precisó la importancia del cuidado de las plantas, ya que de ellas proviene el 80 por ciento de los alimentos que consumimos y el 98 por ciento del aire que respiramos

Refirió que esta primera celebración representa para México un momento de reflexión para coordinar esfuerzos y ampliar el conocimiento y la experiencia entre gobierno, sector productivo y sociedad, en el objetivo de mantener una agricultura sana y segura.

Comentó que ante el entorno globalizado, en el que existe un flujo continuo de personas, animales y productos vegetales, México fortalece de manera constante sus capacidades para contener las amenazas que actualmente afectan a otras regiones.

Sostuvo que la Secretaría, a través del Senasica, opera diferentes mecanismos técnicos que disminuyen el riesgo de introducción de plagas y enfermedades no presentes en México, las cuales pueden poner en riesgo la seguridad alimentaria del país.

En ese sentido, señaló que el continente americano tiene y seguirá teniendo, la responsabilidad de ser los garantes de la alimentación de la humanidad, ya que es el principal proveedor de alimentos para el mundo, por eso debemos mejorar nuestra capacidad productiva, anotó.

Villalobos Arámbula recordó que en agosto de 2021, durante la inauguración de la nueva planta de cría y esterilización de machos de mosca del Mediterráneo en Chiapas, el presidente Andrés Manuel López Obrador subrayó la importancia que tiene el Senasica para el Gobierno de México, al que destacó como “la Secretaría de Salud de las plantas y los animales”.

La representante de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en México, Lina Pohl Alfaro, señaló que en la actualidad el mundo enfrenta el mayor reto de su historia para garantizar la producción de alimentos sanos y seguros y, en ese sentido, México es uno de los mejores ejemplos de cómo se debe enfrentar esta situación.

Indicó que la seguridad alimentaria enfrenta una “tormenta perfecta”, derivada de los efectos de la pandemia, conflictos bélicos, cambio climático y el alza de precios, por lo que los gobiernos deben tomar decisiones ambiciosas para garantizar el abasto de alimentos.

Precisó que la pandemia fue devastadora para el mundo, porque tan sólo en América Latina aumentó en 14 millones el número de personas que padecen inseguridad alimentaria, pese a que la región produce el doble de alimentos de los que requiere su población, por lo que se deben instrumentar mejores programas para que la gente más desprotegida tenga acceso a ellos.

Pohl Alfaro comentó que el mensaje de la FAO a los gobiernos es invertir en ciencia e innovación que fortalezcan la sanidad vegetal y, con ello, impulsar que los sistemas agroalimentarios sean más inclusivos y sostenibles.

El representante en México del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Diego Montenegro Ernts, resaltó el compromiso de nuestro país con la sanidad agropecuaria, la cual juega un papel fundamental para garantizar la seguridad alimentaria y preservar su estatus sanitario, por lo que es referente para replicar sus experiencias en la región.