Pese a las vicisitudes se logró una buena zafra en el ingenio San Pedro: Luis Dionisio Rojas

Dennis Villarruel Zamudio | Lerdo de Tejada, Ver.— “Pese a que esta recién pasada zafra 2017-2018 fue muy complicada, muy difícil, tanto que a mí no me había tocado lidiar con una como esta, logramos finalmente una molienda de 1 millón 255 mil toneladas de caña que produjeron 125 mil toneladas de azúcar, alcanzando un KARBE de 105.7 con un precio de 755 pesos con 3 centavos”.

Así lo dio a conocer en entrevista exclusiva y luego de rendir su tradicional informe sobre todos los pormenores de la zafra recién concluida a todos sus agremiados que saturaron totalmente el salón de eventos de la sección 74, Luis Dionisio Rojas Lira, Presidente de la Asociación de Cañeros de la CNPR que abastece al ingenio San Pedro enclavado en este municipio, quien además en este mismo tema abundó “La problemática que padecimos en la citada zafra, fundamentalmente esta fincada en el mal tiempo, en las lluvias que fueron el factor básico que propició el atraso de la molienda por casi 2 meses, para ser exactos por 59 días, trayendo como consecuencia lógica que la caña no lograra el rendimiento favorable esperado. La humedad fue un enemigo natural que no dio las condiciones necesarias para que los suelos fueran oportunamente secados para que la sacarosa pudiese concentrarse correctamente. Si prevalece la humedad, la sacarosa no va a poder llegar a su punto máximo y eso nos afecta porque a la vez nos atrasa en el tiempo programado para zafrar  y esto va en detrimento del KARBE y estimula la proliferación de maleza porque los campos están muy asemillados  de ella.” Así mismo el líder regional cañero indicó que debe hacerse un Paquete Tecnológico con el fin de apaciguar la sobre existencia de la maleza para poder controlarla y tener una mejor producción de la gramínea, “Quienes pueda invertir en hacerle a sus campos las limpias necesarias o pertinentes, les aconsejo que lo hagan porque si es conveniente y redituable ya que de esta forma podrán obtener una mejor cosecha.” Ya para finalizar y acompañado en todo momento por su líder nacional, el ingeniero Carlos Blackaller Ayala, invitado de honor y testigo fiel de este acto en donde Luis Dionisio Rojas Lira admitió que por todas las vicisitudes que vinieron padeciendo en el campo cañero por las lluvias que en esta zona se precipitaron en los primeros meses del año, así como por otras cosas emergentes, “Tuvimos que derivar caña a otros ingenios de la región y del estado como al San Cristóbal, El Modelo, La Gloria, y Cuautotolapan y esto se debió a que tuvimos en la molienda un retraso de 59 días por el mal tiempo y también por descomposturas en la factoría del Ingenio.