Por sí acaso por Carlos Jesús Rodríguez

* Los Gómez Batalla
* Corrupción en Álamo
* Zoológico estilo mafia



TENER FRENTE A SÍ LAS FOTOGRAFÍAS DE LOS ANIMALES EXÓTICOS que la alcaldesa de Álamo, Blanca Batalla mantiene en cautiverio, junto con sus hijos Juan Alberto y Enrique Gómez Batalla, es remontarse a los zoológicos privados que acostumbran las grandes mafias como parte del ego que se agiganta cuando recuerdan que alguna vez fueron pobres y ahora, sin duda, son amos y señores de cuanto les rodea…

PERO NO se trata, únicamente, de leopardos, cocodrilos, tucanes y otras especies en extinción que los Gómez Batalla mantienen en un zoológico ubicado en el rancho Limonares, sino de caballos pura sangre, de esos cuyo costo en el mercado rebasa los 2 millones de pesos; de residencias que cuestan arriba de los 10 millones, ranchos junto al río que rebasan los 40 millones, embarcaciones rápidas, lanchas convertidas en yates, embarcaderos, vehículos y otras fortunas, cuando apenas hace cinco años la familia habitaba una humilde vivienda que ahora utiliza como oficinas de la Fundación “Fidel Herrera”…

SIN DUDA, la riqueza de esa familia se ha tornado incalculable, de tal suerte que hace unos días un gigantesco hipopótamo escapó del zoológico privado, y al tratar de ser capturado fue herido mortalmente, lo que le causó la muerte…

LO PEOR es que el animal, con el mayor menosprecio a la vida, fue arrastrado hasta el Río Pantepec, donde pretendían arrojarlo para que fuera engullido por los peces, aunque, cuando el asunto trascendió cambiaron de idea e intentaron enterrarlo…

EL ZOOLÓGICO habría pasado inadvertido, a no ser porque a principios del mes en curso unos vivales intentaron robar en la propiedad donde mantienen en cautiverio a esos animales, y al abrir la enorme reja, el hipopótamo escapó, lo que motivó la movilización policiaca de la zona ante el riesgo que representaba el gigante…

EL ANIMAL –junto con el resto de los que allí mantienen en cautiverio- es propiedad –de acuerdo al comandante de la Policía Municipal, Manuel Olguín López- de Juan Alberto Gómez Batalla, hijo de la alcaldesa Blanca Batalla, dueño, además, de los caballos pura sangre que utiliza para carreras en muchas partes del Estado y País…

TAN ES así, que en julio del año pasado comentamos: -el sábado 3 de marzo de 2007, en los carriles de Villarín, municipio de Veracruz, se suscitó una balacera –tras millonaria carrera de caballos- dejando como saldo dos muertos, cinco heridos y cinco detenidos, entre ellos el oficial de la Policía Federal Preventiva, Javier Villarreal Reyes-…
DE AQUELLA afamada competencia se construyó una leyenda: se involucraron nombres de veracruzanos notables, organizaciones criminales, jefes policíacos y hasta, incluso, se perpetró el robo de un cadáver, presuntamente, de un alto mando de la mafia…

DE LA carrera se supo con antelación pues, incluso, varias patrullas de la policía Estatal resguardaban en las inmediaciones de la congregación Santa Fe por si alguna cosa se ofrecía aunque, en realidad, se supo después, tan solo coadyuvaban a la seguridad de grupos delincuenciales…

LOS CARRILES –escenario de la millonaria galopada (dicen que la bolsa fue de 10 millones de pesos)- no eran del pueblo ni de los ejidatarios ni de algún notable ganadero de la región, sino de un prominente empresario restaurantero propietario del “Rebambaramba” ubicado en la zona de Boca del Río, ahí donde alguna vez funcionó el “Moon Bar” cuya envidiable terraza da al mar…

DICEN QUE en aquella célebre carrera –de la que, incluso, se hicieron corridos- participaron caballos de Veracruz, Acayucan y Chiapas, y eso motivó la asistencia de decenas de aficionados, incluidos empresarios y políticos, sin faltar aquellos que forman parte de la organización que utiliza la última letra del abecedario…

PUES BIEN, la contienda se desarrollaba de manera pacífica, pero una discusión, alrededor de las 18:30 horas de ese sábado rompió con la cordialidad, aflorando las armas. Sobre el campo de batalla quedaron dos muertos, cinco heridos y varias armas de alto poder. Los lesionados fueron trasladados al Hospital Millenium y a la Cruz Roja del puerto…
Y UNO se pregunta: ¿Para qué tanta historia que, como bien se sabe, no condujo a nada? Pues bien, se trata de no olvidar algunos acontecimientos que marcaron a Veracruz, y que podrían repetirse si las autoridades no intervienen –advertíamos el año pasado-…

Y ES que el viernes 25 de julio de 2008, a las 17:00 horas, en la comunidad Tercera, municipio de Chicontepec estuvo a punto de escenificarse una carrera de caballos cuya bolsa –de acuerdo a los enterados- era de cinco millones de pesos (más lo que se acumule), suma que, dicen unos, es el acumulativo de dos grupos…

UNO DE ellos, propietario del caballo “El Calcetas”, era encabezado por Juan Alberto Gómez Batalla, actual Director del DIF municipal de Álamo e hijo de la Presidenta Municipal de aquel lugar, Blanca Batalla…

EL OTRO lo dirigía Manuel Francisco Martínez, propietario de la Universidad de La Huasteca con cuatro campus: uno en Chicontepec, otro en Álamo, Poza Rica y el Puerto de Veracruz…

LA CARRERA había sido pactada con antelación, y comentaron los enterados que estarían en juego 5 millones de pesos, suma que resultaba estrafalaria tomando en cuenta que ni Blanca Batalla ni sus hijos tenían suficientes recursos como para apostarlos a las patas de un caballo, no al menos dos años antes, cuando se desempeñaban como modestos agricultores…

PERO PARA ese tiempo, julio del año pasado, tanto Juan Alberto como Enrique eran ya dueños de una cuadra de caballos pura sangre con la que pretendían convertirse en amos de los carriles…

EL PODER de los jóvenes fue creciendo apenas su madre, Blanca Batalla asumió la Presidencia Municipal abanderada por el PRI, y tras renunciar a su partido Acción Nacional que la hizo diputada…

YA EN abril del año pasado, regidores del ayuntamiento de Álamo se trasladaron a Xalapa para denunciar, según dijeron, un problema de usurpación de funciones ya que en ese municipio gobiernan los hijos de la alcaldesa, Blanca Batalla Herver quien, además, tiene a familiares en la nómina, incluida su nuera, quien es subdirectora de Fomento Agropecuario…

LA DENUNCIA fue presentada por Amando Solís Guzmán, Esteban González Luna, Bruno Reyes Alamilla, Juventino Gallegos Escobar, Ricardo Arturo Serna Barajas, Maximino Cardona Hernández, Abimael Cabrera del Ángel, Emilio Carballo Azuara y Ramiro Olivares Galicia, síndico único y regidores segundo, tercero, quinto, sexto, séptimo, octavo y noveno, respectivamente…

DE ACUERDO a los ediles, desde el primero de enero de 2008, en todas y cada una de las sesiones de cabildo se encuentran presentes e intervienen Juan Alberto y Enrique Gómez Batalla, hijos de la presidenta municipal, acciones que dicen, causan escozor, ya que si bien es cierto, éstas tienen que ser públicas, también lo es que en las mismas únicamente deben intervenir los ediles que componen el ayuntamiento…

POR AQUELLOS días denunciaron, también, actos de nepotismo como el hecho de que Carolina Ruiz Morales, esposa de Enrique Gómez Batalla y por tanto nuera de la munícipe ocupara el cargo de subdirectora de Fomento Agropecuario, así como José María Hernández Meza, quien es sobrino de Blanca Batalla, adscrito a servicios administrativos de la Dirección de Fomento Agropecuario…

EN EL documento –cuya copia aun guardamos- detallan actos deshonestos como el salario que otorgan a Marina Cruz Aguilar, Ángel Tapia Ávila, José Alvarado Aguilera, Arturo Carballo Ortiz y Marina Cruz Esquivel quienes, en realidad, no laboran en el ayuntamiento…

NADIE LOS paró en tiempo y forma, y ahora son dueños de vidas y haciendas, a tal grado que la voluntad que ejercen puede tornarse violenta si no son atendidos como exigen…
POR ELLO en julio de aquel año, intentaron escenificar una célebre carrera de caballos con una bolsa millonaria pero, por fortuna cupo la prudencia en el Gobierno del Estado que ordenó se suspendiera…

CON TODO y eso, y en una pérdida de la realidad, decidieron instalar un zoológico privado de donde escapó gigantesco hipopótamo al que decidieron dar muerte al no poderlo capturar…

Y AUNQUE el biólogo Aurelio Rosas, responsable de PROFEPA en Xalapa asegura que ordenarán una investigación por el maltrato a los animales y el cautiverio en que mantienen a otros, lo cierto es que nada de eso ha ocurrido, y la señora Presidenta, en aras de protección, ha prometido al PAN regresarse a esas filas si salvan a sus hijos de la sanción que los amenaza…

EN FIN, son detalles que cuentan rumbo a la elección del 2010 y, sin duda, el Congreso del Estado debe asumir acciones, salvo que, como siempre, existan complicidades para seguir protegiendo actos de corrupción en detrimento de la sociedad…
OPINA carjesus30@hotmail.com