Ruleta Tuxtleca, Ángel Bravo Martínez

Ángel Bravo MartínezRosendo Pelayo; ya “chafeó”
Juan Cruz, madrugó
Eulalio Ríos, enemigo de los priístas

Estaba visto y pronosticado, su “proyecto personal de vida”, poco a poco, como el dicho ese de “deshojando las margaritas” se fue desarticulando lentamente, pero con efectividad; hasta que finalmente y en la recta final de su “aspiración” se quedó como las hojas secas en el desierto.

Pataleó en las aguas inciertas y con puertos fantasmas, chantajeó a más no poder al sistema gubernamental que le dió forma, vida y fortuna en menos de dos años y medio; traicionó confianzas de quienes lo encumbraron y con deslealtades enseñó el cobre y se mostró tal y como es.

Todo está documentado, vehículos, residencias, diversas propiedades y abultadas cuentas bancarías, obtenidas de la noche a la mañana, es el presente que lo condena, aunque él exprese que “todo es producto de mi esfuerzo y con el sudor de mi frente”.

¿Acaso su craso error fue aliarse y afianzarse con quien menos tenía que hacerlo?, ese estigma negativo de perdedor del innombrable, será la loza que toda su vida política le pesará.

Quienes activaron el movimiento de Manuel Rosendo Pelayo, son los mismos que dieron al traste en la derrota del PRI, en los pasados comicios para la Diputación Federal y que no busquen culpables ni sigan danzando dardos venenosos en contra de la primer priísta del municipio de San Andrés Tuxtla, “…la Chiquita” ya debía muchas facturas políticas a la militancia y simple y sencillamente se la cobraron y punto.

Videos, fotos, documentales y testimoniales de su “mega marcha de 15 mil priístas”, según él y su séquito de seguidores y aduladores, en las que se exhibe una bambalina al frente del contingente y que a la letra dice “los amigos de Rosendo Pelayo apoyan a Duarte” fue la gota que derramó el vaso, porque para quienes sabemos leer mensajes subliminales y tras bambalina, eso no era otra cosa más que una amenaza velada y acción mediática de presión, o sea, ¿si no es Pelayo el elegido a la alcaldía no estaremos con Javier Duarte?

Y será el sereno, pero mientras en Xalapa, la capital del Estado, en las instalaciones de un importante diario de circulación estatal se “encontraban coincidentemente” Manuel Rosendo Pelayo y Miguel Ángel Yunes Linares, aquí en la aldea el 99.9 por ciento de la representatividad estructural del Partido Revolucionario Institucional, públicamente y ante los representantes de los diversos medios masivos de comunicación, expresaron su irrestricto apoyo y respaldo a Rafael Fararoni Mortera y, precisaron que la verdadera militancia del tricolor se manifestará con toda su fuerza en pro de Javier Duarte a la gubernatura y de Tomas Montoya a la diputación local. ¿Así o más claro…?

Quien impresionó a propios y extraños con un fuerte contingente de priístas durante la visita de Javier Duarte de Ochoa,  al corazón de la zona piñera, Isla, fue el ex alcalde Juan Cruz Elvira, con banderitas, porras, vivas y todo entusiasmo de la gente del pueblo se hicieron presentes bajo un candente Sol,  en muestras de simpatía y respaldo al proyecto de la Fidelidad.

Más de uno, de esos que se sienten caciques y grandes electores de la zona de los Bajos Llanos del Sotavento, hicieron su entripado y por más que zapatearon y manotearon en forma iracunda para que le quitaran sus “banderitas” a los del pueblo, en apoyo a Juan Cruz, se quedaron con las ganas, cuando estos, hombres y mujeres, dijeron, “si me la quitas nos vamos del mitin y a ver con quienes se quedan”. La voluntad del pueblo es la voluntad de Dios. Ni hablar.

En Hueyapan de Ocampo, la familia tricolor no está de acuerdo en que el ‘Alcalde de marras’, flojo e irresponsable pretenda heredar el poder a uno de sus incondicionales para que le cubran toda su podredumbre administrativa.

Por principio de cuentas un tal Nicolás Cazarín, que en su casa lo conocen, es un perfecto desconocido y por si esto fuera poco todos los representantes de los sectores y organizaciones adheridas al PRI como son la CNC, CTM, CROM, Frente Juvenil Revolucionario, Fundación Colosio y de las mujeres se pronuncian abiertamente a favor de Gaspar Gómez Jiménez, hacen saber que los obreros de la Sección 36 del Sindicato Azucarero del ingenio Coatotolapan, los jubilados y pensionados, así como los productores de caña, motocicleros, amas de casa, comerciantes, ganaderos y campesinos en general simpatizan con el proyecto.

Y fueron más lejos, “no podemos apoyar a quien ha humillado, desplazado y pisoteado los derechos y garantías de los priístas, siendo que él como primer edil, emanado de nuestro partido solamente ha enriquecido a empresarios y constructores del PAN y Convergencia, a nosotros no nos ha pagado los aguinaldos ni quincenas y a muchos de los que lo ayudamos para que llegara al poder nos ha despedido sin siquiera pagarnos lo que por derecho nos corresponde, tenemos en nuestro poder mucha información que en su momento se la entregaremos al Gobernador Fidel Herrera Beltrán, para que se dé cuenta de la deslealtad al proyecto de la “Fidelidad por México” de Eulalio Ríos Fararoni, con su proyecto ni a la esquina”. Expresó indignado el regidor del Ayuntamiento Juan Alfredo Carvallo Louguin, quien eufórico dijo que ellos ya tienen gallo y que éste es Gaspar Gómez.

Así de ese calibre el caldero político en Hueyapan de Ocampo.

Comentarios, sugerencias y reproches al correo electrónico bravomtz@hotmail.com o a los números 294-112-22-68 y al 294-115-59-08, estoy a sus respetables ordenes.