Ruleta Tuxtleca, Ángel Bravo Martínez

Duarte: “Con  la espada desenvainada”
Tomás Montoya; ¡sacará juventud de su pasado!

 A solo unos días de que en forma oficial y de lleno, en todo su apogeo, esplendor y colorido arranquen las campañas de quienes serán los abanderados del PRI a las 212 presidencias municipales de Veracruz, las diputaciones locales y la Gubernatura del Estado, cayó como anillo al dedo las propuestas e iniciativas para reformar la Ley de Desarrollo y Asistencia Social, que fue aprobada ante el Congreso de la Unión por la bancada priísta a iniciativa del Presidente de la Comisión de Desarrollo Social José Francisco Yunes Zorrilla, quien será el Coordinador General de la campaña de Javier Duarte de Ochoa, candidato de la coalición PRI, PRV y Verde Ecologista de México, al Gobierno del Estado de Veracruz.

Siendo así, existirán sendos candados y reglas claras en el manejo de los diversos programas de la Secretaría de Desarrollo y Asistencia Social, en las que el Gobierno Federal tendrá que transparentar la información de los padrones y el manejo de los presupuestos de la Secretaría de Desarrollo Social, con los que habrán de quedar sepultados los viejos vicios y errores de la política social y propulsará una clara visión asistencialista para reimpulsar los diversos programas de desarrollo social en beneficio de los más marginados, no tan solo de Veracruz sino de todo el territorio nacional.

No por nada, Javier Duarte dijo a los medios de comunicación una gran verdad al enfatizar que “los programas sociales son para apoyar a la gente más pobre y no a los partidos políticos y mucho menos a sus candidatos”, tal y como ya se ha denunciado públicamente y ante las instancias respectivas por el derroche de recursos que hacen los delegados de las diversas dependencias federales en Veracruz para impulsar el proyecto de Miguel Ángel Yunes.

En ese sentido tendrá que recular el PAN y su candidato, el dispendio de recursos que ha estado haciendo a lo largo y ancho de la geografía veracruzana, según lo han externado los dirigentes e integrantes de “México Nuevo”, en las que muestran como y de qué manera la federación enfoca sus baterías hacia Veracruz y en las que diversos funcionarios de las dependencias federales hacen lo propio para cooptar voluntades de los ciudadanos con los programas asistenciales con miras a los comicios del 4 de Julio.

En ese tenor, la artillería pesada, no tan solo del PRI si no los de Convergencia, PRD, PV,  PRV y PT, harán lo propio para acechar y detener a quienes incurran en estos ilícitos y además para poder desmantelar la infinidad de bodegas que están repletas de todo tipo de artículos alimenticios y de primera necesidad, así como materiales para construcción como son pies de casa “gestionados” por el gris e incoloro legislador Federal Fernando Santamaría Prieto, quien ya se siente un gran elector y ha estado haciendo de las suyas en todo este corredor imponiendo candidatos a las presidencia municipales y diputaciones locales, triste será su calavera, engañado va a morir cuando vea el 4 de Julio la aplastante derrota en las urnas, no tan solo en Los Tuxtlas, si no en todo Veracruz.

Así pues, el abanderado tricolor y Verde Tucán, Javier Duarte de Ochoa, se va a poner bien “trucha” para pescar con las manos en los programas sociales a quienes hagan mal uso de los mismos, pues estos tienen que aterrizar en las manos de las familias más pobres y vulnerables y que no se desvíen a los partidos políticos y sus candidatos, tal y como había estado ocurriendo con los PAN.

 Ya algunos columnistas y articulistas de la Región han evidenciado que al abanderado del PRI a la diputación local por el Distrito 25 de San Andrés Tuxtla, se le ve triste, ojeroso y cansado como un autentico “caballo lechero” y hasta apuestan doble contra sencillo que la jornada electoral lo va a dejar para el arrastre, lo que no saben sus detractores y malquerientes es el hecho de que Tomas Montoya Pereyra, es un hombre bragado y en eso de los menesteres políticos y jornadas electorales es una verdadera “chucha cuerera”, es más estamos seguros que ¡¡habrá de sacar juventud de su pasado, para sacar al buey de la barranca!!. O no mi querido Tomás Boy?

 Otro que da mucho que desear es Antonio Méndez Gamboa, los grupos políticos de Ángel R. Cabada, lucharon mucho, “luchamos dijo el otro”,  para ungirlo como candidato a la presidencia municipal  y ahora que ya es el abanderado del tricolor, ni fu, ni fa. ¡Cuidado, mucho cuidado!, del plato a la boca suele caerse la sopa. Comentarios, sugerencias y reproches al correo electrónico bravomtz@hotmail.com o a los teléfonos 294-112-22-68 y al 294-115-59-08, estoy a sus respetables órdenes.