Ruleta Tuxtleca, Por: Ángel Bravo Martínez

Completo desorden financiero e inmobiliario dejó González Azamar.
Con la presencia de un notario público la comuna de Eliuth recibió lo que quedó de bienes muebles e inmuebles.
Seguridad Pública reforzó los esquemas de vigilancia en el turístico municipio.

            Con la presencia de un notario público, sobre el medio día del martes, ediles de la actual comuna administrativa de este municipio que preside Eliuth Cervantes Ramírez comenzó a recibir toda la documentación oficial del municipio que guardan las diversas direcciones de área administrativa y en las que se detectaron graves anomalías e irregularidades.

            Finanzas públicas completamente saqueadas y prácticamente desmanteladas, también destrozadas las diversas oficinas de las direcciones operativas de servicio al público, al igual que los cubículos de los ediles, como son la sindicatura y las regidurías, es lo que prevalece desde el día en que tomaron posesión las nuevas autoridades municipales.

            Al respecto, la Síndico Única del Ayuntamiento Teresa Moreno de Villareal dijo a este medio de comunicación que no han podido iniciar sus labores al cien por ciento por que no cuentan con la papelería y equipo necesario que requiere la ciudadanía en sus trámites en Catastro, Tesorería, Registro Civil, Hacienda Municipal y Secretaría.

            “Estamos haciendo lo humanamente posible por atender a los ciudadanos ya que la anterior administración no dejó nada, todo fue saqueado y estamos en la medida de las posibilidades tratando de subsanar todo el desorden financiero, administrativo y operatividad que nos dejaron”.

            Cuestionada sobre los ilícitos, que están a la vista de propios y extraños, perpetrados por el ex alcalde Jorge Alberto González Azamar, Teresa Moreno precisó que las condiciones en las que se están recibiendo los bienes muebles e inmuebles serán debidamente documentados para que en su momento las autoridades correspondientes deslinden responsabilidades.

            “Como representante legal del Ayuntamiento claro que vamos a solicitar la intervención de la Legislatura, del ORFIS y de la propia Procuraduría General de Justicia, sobre todo por que el departamento de tesorería fue completamente saqueado al igual que otras oficinas del palacio municipal y creo que eso constituye en un delito grave”.

            Por otra parte, la Secretaría de Seguridad Pública asumió temporalmente la comandancia de la policía municipal con la finalidad de preservar el orden y la seguridad para propios y extraños, en tanto la administración de Eliuth Cervantes  nombra a un comandante debidamente capacitado.

            Mencionó que en el transcurso del día todos los elementos policiacos preventivos, una vez más, estaban entregando su respectiva documentación para revalorarlos e incorporarlos de inmediato a las tareas de vigilancia en el municipio.