Se metió a nadar y lo sacaron muerto

Agencias | Papantla, Ver. — Un alegre paseo, terminó en tragedia, cuando un obrero que decidió ir a bañarse con su familia, se ahogó en río Tecolutla, tras caer a uno de los pozos que dejan las compañías que extraen grava y arena en este municipio papanteco.

El accidente ocurrió en las inmediaciones de la comunidad de La Isla.

El obrero fue identificado como Álvaro, de 53 años de edad, quien había venido de visita con unos familiares que viven en la calle Juan Escutia, en la ciudad de Papantla.

El hombre era originario de Toluca, Estado de México y llegó junto con su esposa Rosa María, quien además aprovechó para visitar a unos amigos en La Isla.

Mientras disfrutaba de las aguas del río Tecolutla, Álvaro cayó a un profundo pozo, que dejan en el río las máquinas que extraen grava en las márgenes del río Tecolutla.

El agente municipal, Doroteo Gaspar García junto con los familiares, organizaron y lograron sacar al turista a la orilla del afluente natural.

También dieron aviso a los cuerpos de rescate y a la Policía Municipal, sin embargo, cuando los paramédicos de Protección Civil Municipal lo atendieron, la persona no presentaba señales de vida.

Al lugar acudieron la Policía Municipal, Policía Estatal, Protección Civil, Guardia Nacional y peritos en criminalística de la Fiscalía del Estado. El cadáver fue trasladado al anfiteatro, donde sería entregado a sus familiares.