Suman 400 reos fugados en Tamaulipas en un año

El Gobierno federal precisa que además, de enero de 2010 a marzo de 2011, tuvieron lugar 84 incidentes en los cinco penales y el reclusorio preventivo de la entidad

Agencias, México, D.F.—Más de 400 reos se fugaron entre enero de 2010 y marzo de este año de cárceles del estado de Tamaulipas, noreste de México, debido a la corrupción de autoridades carcelarias, informó hoy el Gobierno federal, al condenar una nueva evasión de 59 presos ocurrida este viernes.

 

«El Gobierno federal condena enérgicamente el incidente registrado hoy por la mañana en el Centro de Ejecuciones y Sanciones de Nuevo Laredo, Tamaulipas, quien resultó en la fuga de 59 reos y el fallecimiento de 7 más» , además de que se desconoce el paradero de 5 custodios, dijo en un comunicado la Secretaría de Gobernación.

 

«Para el Ejecutivo federal es inadmisible la recurrencia con la que este tipo de hechos se presentan» en Tamaulipas, afirmó al apuntar que entre enero de 2010 y marzo de 2011 se dieron a la fuga más de 400 reos y tuvieron lugar 84 incidentes en los cinco centros penitenciarios y el reclusorio preventivo administrados por la autoridad estatal.

 

Exigió una investigación a fondo «para llevar ante la justicia a los servidores públicos que han traicionado el servicio a la ciudadanía».

 

En los últimos meses el estado de Tamaulipas, fronterizo con Estados Unidos, ha sido escenario de enfrentamientos armados entre sicarios del cártel de Los Zetas y del Golfo, antes aliados y hoy acérrimos enemigos.

 

Ambas organizaciones se disputan palmo a palmo el control de las rutas de droga hacia Estados Unidos y de armas procedentes de ese país hacia México.

 

Además, Tamaulipas ha sido escenario de varios secuestros masivos de indocumentados que cruzan México rumbo a Estados Unidos, o de mexicanos que se dirigen a la frontera que en ocasiones han sido interceptados y asesinados por grupos criminales.

 

En las últimas semanas más de un millar de soldados mexicanos se han desplazado a Tamaulipas en apoyo de las autoridades locales, estatales y municipales, para contrarrestar a la delincuencia organizada.