Ximena Cruz fue parte del equipo mexicano que consiguió el pase al mundial de voleibol

AGENCIAS | COATZACOALCOS, VER.- Satisfecha por lo hecho con la selección mexicana de voleibol femenil en la Copa Panamericana Sub-21 de Voleibol de Sala, es como se manifestó Ximena Cruz, quien fue parte del equipo nacional que consiguió el tercer lugar de la competencia celebrada en Baja California.

La jugadora de Coatzacoalcos, de posición centro con 1.85 metros de estatura, obtuvo junto con México el boleto al mundial de la categoría, al derrotar en el juego decisivo a Chile por parciales de 25-11, 25-19 y 26-24.

«Yo esperaba verme mejor que en el evento pasado que tuve, que fue el mundial, recibí muchos comentarios buenos y la verdad quedé muy satisfecha con mi actuación y la del equipo, era muy importante porque solamente había dos pases, sabíamos que teníamos que quedar bien en grupos para poder pasar a semifinal y obtener ese pase» comentó.

La veracruzana señaló que no bajará la guardia, ya que su nuevo reto será hacerse de un puesto en la lista definitiva de voleibolistas que irán a la justa internacional del 2023.

El certamen reunió a 10 países de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe; así como dos países de Sudamérica.