Y la pandemia económica Del coronavirus y los candidatos

La mayor parte de la atención de las autoridades y en los medios de comunicación se ha enfocado hacia proteger la salud y la vida, frente a la pandemia del coronavirus, pero paralelo al padecimiento hay otro problema igual o posiblemente hasta más grave y es el económico.
Son millones los mexicanos que viven en una economía del día a día, es decir, que tienen que trabajar para poder llevar cuando menos los alimentos indispensables a sus casas.
Son todo tipo de vendedores ambulantes, el llamado comercio informal que anda por las calles y mercados para ofrecer sus productos, pero la lista de trabajadores es inmensa, choferes de taxi, de autobuses urbano y foráneos, comerciantes de alimentos, en fin un gran número que solamente el INEGI podría darnos una cifra aproximada.
El problema es que ahora que las autoridades de salud han declarado formalmente este martes, que entramos al inicio de la fase dos, que obliga a que en los siguientes 30 o 40 días se tenga que permanecer en casa, la pregunta obligada es ¿de qué van a vivir esos millones de trabajadores que van con el ingreso diario.?


Porque no son suficientes los llamados a los empresarios para que no solo no despidan a trabajadores que tengan que dejar de ir a sus centros de labores, sino que además se les pague su salario. ¿Cómo van a poder pagar salarios si no tienen ingresos porque los comercios y empresas también van a tener que cerrar?
Consultando con nuestro amigo Pancho López, el filósofo de mi pueblo, nos comenta que la respuesta es sencilla -como ya lo están haciendo en otros países de Europa y hasta de Latinoamérica- es otorgar estímulos fiscales, apoyos financieros, prestamos y hasta entrega de recursos en efectivo, para poder sortear la crisis que apenas empieza.


En la conferencia mañanera de este martes, el presidente López Obrador ya anunció que se habrán de otorgar recursos extra a los adultos mayores, pero solo a ellos, y que los demás miembros de una familia no van a comer?
En la misma conferencia el Secretario de Hacienda y Crédito Público, Arturo Herrera Gutiérrez anunció que se van a canalizar miles y miles de millones de pesos para la aplicación del llamado Plan DNIII, que pondrá en operación la Secretaría de la Defensa Nacional y la de Marina y anunció que desde el día de ayer se dotaron cuatro mil 500 millones de pesos adicionales, alrededor de cuatro mil millones de pesos que fueron a la Secretaría de la Defensa Nacional y cerca de 500 millones de pesos a la Secretaría de Marina.


El responsable de las finanzas nacionales informó que a la fecha, a través del INSABI se han transferido cerca de 15 mil 300 millones de pesos a los estados para el periodo enero-marzo. “Dada la coyuntura, vamos a adelantar los recursos que correspondían a abril-junio, así es que en los próximos días vamos a hacer una transferencia de 10 mil millones de pesos adicionales para finales de este mes.
Aseguró que en esta misma semana se habrán transferido a los estados una totalidad de 25 mil millones de pesos, eso sin contar alrededor de cuatro mil 500 millones de pesos que el propio INSABI está destinando para la compra de medicinas y suministros médicos.
Finalmente Pancho López nos comenta que son miles y miles de millones de pesos los que se van a canalizar a distintas dependencias para atender la crisis de la pandemia de salud del coronavirus y que bueno que así sea, pero que hay con los millones de mexicanos que tendrán que enfrentarse a la crisis económica con hambre, al no contar ni siquiera para llevar los alimentos básicos a su hogar.

Al margen de todas las noticias y recomendaciones -algunas verdaderas y otras falsas- sobre el corona virus 19, aunque lo más aconsejable es quedarse encerrado en su casita, la política y los políticos no se quedan aislados y en el tema de las próximas elecciones de alcaldes y diputados que se tendrán que llevar a cabo el año entrante, a estas alturas del partido, ya son muchos los que quieren y aspiran, pero nos advierte Pancho López, el filósofo de mi pueblo que son pocos los que habrán de llegar a obtener el triunfo.
A pesar de la pandemia del coronavirus, los aspirantes y suspirantes siguen con sus actividades, organizando y teniendo reuniones, como la que se celebró el sábado pasado a puerta cerrada en el municipio de Emiliano Zapata, para darles línea a los supuestos delegados de MORENA en el estado, sobre el inminente proceso de elección de los directivos de ese partido en la entidad.
Pero como diría la Nana Goya esa es otra historia, que se tendrá que escribir en próxima Bitácora Política.
Por lo pronto, en el panorama de la elección de las nuevas autoridades municipales, en la capital del estado, de acuerdo a una encuesta realizada hasta antes del coronavirus, quien tiene las mayores posibilidades de obtener el voto de los xalapeños, es el ex alcalde David Velasco Chedraui, quien ya fue presidente de Xalapa en los tiempos de Fidel Herrera Beltrán.
Los otros dos políticos xalapeños que pudieran contender por el sillón presidencial son Ricardo Ahued Bardahuil y Américo Zúñiga Martínez, quienes ya fueron y dejaron una buena opinión entre la ciudadanía.
Aunque los dos están ya descartados para aparecer en la boleta electoral para presidente municipal, el primero Ricardo Ahued Bardahuil, senador con licencia y actualmente Director General de Aduanas, en donde tiene toda la confianza del presidente de la república para despachar en esa importante posición, prácticamente ya se encuentra jugando en las ligas mayores -para ponerlo en términos beisbolísticos- y no se considera que pudiera interesarle -por ahora- volver a aparecer en las boletas del OPLE.
Américo Zúñiga Martínez, quien se encuentra despachando como delegado estatal del PRI en el vecino estado de Puebla, donde gobierna el MORENISTA Miguel Barbosa Huerta, ya tiene asegurada una posición como diputado plurinominal por su partido, por lo que se descarta también.
Sin embargo, tanto Ahued como Américo siguen en contacto con sus paisanos, teniendo reuniones con líderes y colonos, que acuden a solicitarles ayuda para diversas causas.
En el caso de David Velasco Chedraui, es el que en la actualidad tiene el camino despajado para volver a intentar sentarse en la silla presidencial de Xalapa.
Tiene la experiencia, de que cuando fue alcalde, creo un departamento especial en el ayuntamiento, para lograr bajar fondos de la federación, cosa que muy pocos presidentes están haciendo en la actualidad, lo que le permitió realizar una importante obra en materia de introducción de drenajes en las colonias populares, que, aunque no se ven, los beneficiados si lo recuerdan.
Por eso es muy importante, en estos tiempos de crisis y recortes presupuestales, se cuente con la experiencia necesaria para poder atraer hacia el municipio de Xalapa, los recursos federales que están disponibles, pero que hace falta que se vayan a abrir las puertas con los proyectos de inversión necesarios.