Roba celular y recibe golpiza

golpeadoGermán Méndez Rodríguez, San Andrés Tuxtla, Ver.-  Muy caro le costó a un ladronzuelo el haberse introducido al domicilio y sustraer un celular marca Nokia, ubicado en el Boulevard Ferrocarril de esta ciudad propiedad de la C. Aurora Zarate Luna, de 86 años de edad, quien al ver esta acción inmediatamente pidió el auxilio de personas que se encontraban por el lugar de los hechos, persiguiéndolo dos personas en un automóvil y así darle alcance sobre la calle Centenario, deteniéndolo y propinándole una golpiza para así entregarlo a elementos de la Policía Municipal Preventiva de esta ciudad, quienes trasladaron a este jovenzuelo a los separos de esta corporación.

Los hechos ocurrieron este lunes 10 de agosto del presente año, aproximadamente a la 1:00 de la tarde cuando en la central de radio patrullas de la Policía Municipal Preventiva se recibió una llamada de auxilio indicando que sobre la calle Centenario y Prol. Manuel A. de Cabada de la Col. 3 de Mayo, se encontraba una persona lesionada al parecer por una caída, al arribar los uniformados se entrevistaron con el Lic. Oscar Arévalo González de 29 años de edad, y con Froilán Román Trujillo de 22 años de edad, ambos con domicilio en el Boulevard Ferrocarril No. 461, quienes indicaron que esta persona de nombre Samuel Hernández Morales de 17 años de edad de oficio albañil, con domicilio en Camino Viejo a Tepancan, minutos antes se había introducido a un domicilio para robar un celular, por lo que lo siguieron y lo detuvieron, al revisarlo le encontraron un celular marca Nokia, aceptando que lo había sustraído de una casa, por lo que fue detenido y trasladado a la Cárcel Municipal.

Al entrevistar al detenido, con lágrimas en los ojos acepto haber robado el celular, indicando que al momento que lo detuvieron dos personas que lo venían siguiendo lo golpearon en el rostro provocándole un hematoma en el ojo izquierdo así como raspones en la frente.

Minutos después arribaron familiares de la persona afectada a las oficinas de Policía para recoger el celular e indicar que no procederían con la denuncia correspondiente a este acto, por lo que una vez acreditada la propiedad de lo robado y haber aceptado este joven haberlo robado, se retiraron del lugar, quedando Samuel Hernández Morales a disposición de la Policía Municipal Preventiva.